Han pasado 2 años y nada que instalan las placas en las calles de Manila

Todavía no pegan las placas con los antiguos nombres de las calles de Manila, Medellín

Han pasado 2 años y nada que instalan las placas en las calles de Manila

En el segundo semestre de 2018 se tenía programado el montaje de las 15 placas con los nombres de las calles del barrio Manila. Sin embargo, los vecinos, que las hicieron con sus propias manos gracias un premio que les otorgó la Alcaldía de Medellín, aún están esperando que las pongan.

Recuerde: “Soñamos con que Manila sea un referente cultural”

Ir a la sede de la Acción Comunal de Manila y ver guardadas en un rincón las placas que ella y otras 14 vecinas modelaron y pintaron durante casi 5 meses, le hace pensar a doña Fabiola Brand que trabajó en vano.

Promover una convivencia sana entre los habitantes y el comercio para que el barrio recupere su esencia y su tradición es fundamental para ella es por eso que lamenta que este proyecto haya quedado en punta.

“Se gastó mucha plata y no cumplieron con lo que nos prometieron, hicieron bulla cuando supuestamente las iban a poner pero nadie se apersonó del tema, cuando todos sabemos que las necesitamos para que los vecinos nos apropiemos del barrio y contemos su verdadera historia”.

No se pierda: ¿Aumentó la inseguridad en el barrio Manila?

En marzo de 2018, gracias al premio Organización Ejemplo de Participación, que le otorgó la secretaría de Participación Ciudadana de Medellín a la junta de acción comunal de Manila en el 2017, un grupo de señoras de El Poblado comenzó a modelar 15 placas de barro con los nombres con los que antiguamente se conocían las calles de Manila.

Los 30 millones de pesos que se ganaron debían invertirse en iniciativas que aportaran a la transformación y a la construcción de ciudad, por eso se realizaron un mural en las instalaciones de la sede comunal y las placas que aún no se instalan.

Aunque las vecinas fueron las protagonistas, las obras se hicieron bajo la dirección de la artista plástica María José González, quien luego de que se pospusiera en 2 ocasiones su montaje denunció el caso en la Alcaldía.

Infórmese: Arte y gastronomía convergen en el barrio Manila

“El recurso que se necesita para instalarlas no es mucho…”, dice la artista, mientras lamenta que estas señoras no puedan ver sus obras exhibidas con orgullo ni puedan sentir la satisfacción de ver las placas puestas en diferentes calles de su barrio.

Sin embargo, de acuerdo con Luis Octavio Ardila Builes, presidente de la junta de acción comunal de Manila, no se trata de negligencia.

No olvide: Los nombres del pasado vuelven a caminar por Manila

“El Colegio Mayor de Antioquia, que era el operador de fortalecimiento a las organizaciones, nos quedó mal con un dinero, pues no nos pagaron el 70 % de todo lo que hicimos y ahí estaba el presupuesto de la instalación de las placas”.

Asimismo, asegura que la idea es iniciar un proceso civil en contra de esas institución y buscar otros recursos para terminar este proyecto.

“Yo prefiero esperar un poco más de tiempo, pues me gustaría que el día que las peguemos se haga un gran evento inaugural, pues el propósito es impactar a la comunidad“.

Importante: El vecino de Manila que lleva un mensaje de felicidad y esperanza

Por Dafna Vásquez
dafnav@gente.com.co