Su obra está en una Parroquia del barrio

Su obra está en una Parroquia del barrio

En 2021 este vecino hizo un cuadro de gran formato para la parroquia San Pedro y San Pablo, en el que metaforiza la pandemia por el covid-19.

No olvide: Estas pequeñas parroquias se ganaron el corazón de los envigadeños

Antes de pronunciar su primera palabra, Julián García ya dibujaba. Le encantaba hacer retratos de sus seres queridos y replicar las imágenes religiosas que observaba en medio de la eucaristía.

“Estaba muy pequeño y me quedaba ahí quietecito, mirando todo lo que había a mi alrededor para memorizar cada detalle e irlo a dibujar apenas llegara a la casa”.

Su curiosidad lo acercó a las obras de Miguel Ángel, Leonardo da Vinci y Rafael. Sin embargo, antes de soñar con ser artista, quiso ser sacerdote.

Recuerde: Así fue la construcción de la parroquia Nuestra Señora de La Consolata

“Durante unos años estuve en el seminario y acompañé a diferentes comunidades de las periferias haciendo trabajo social a través del arte”.

Apenas se salió del seminario hizo una técnica profesional en gráfica digital en Ideartes y cursó algunos semestres de Diseño Gráfico en UPB. Enfocó su carrera en la ilustración, que era lo que más le apasionaba, y participó en varios proyectos.

Le interesa: Conozca la programación de Semana Santa en las iglesias de Envigado

“Uno de los más importantes fue con unos chicos de la Universidad de Antioquia que se ganaron una convocatoria para realizar un cortometraje animado, Islas, que nos llevó a la selección oficial del Festival de Cannes.

Con ellos mismos (Dodo Animación) hice otros 2 que se llaman Cárcel y Niebla”. Esas y otras experiencias lo llevaron a pensarse como artista plástico.

No se pierda: Rafael, un español que trajo su arte religioso a Envigado

“Sentía que me faltaba algo, y ese algo era embadurnarme las manos de óleo, como durante la adolescencia”.

Comenzó a pintar y paralelamente creó Dibujos de Corazón, un espacio digital en el que comparte mensajes bíblicos, de amor y transformación, a través de sus obras.

Le recomendamos: Parroquia Santa Teresita, la consentida de los vecinos de Laureles

“Pero lo que más me ha alegrado la vida, es que en estos últimos 3 años he pintado a gran formato”.

Su primer contrato fue con el padre Fredy Bustamante, que lo invitó a hacer una reinterpretación de la escena de Jesús crucificado para la parroquia El Calvario, considerada Monumento Nacional de Colombia.

También: Entre líneas rectas se construyó la parroquia de Santa Gema

A partir del éxito de ese mural, lo contactó el padre Daniel Meneses para que hiciera una pintura con motivo del aniversario 60 de la parroquia San Pedro y San Pablo.

“La obra metaforiza la pandemia por el Covid-19 como la Tormenta que Jesús calma en el capítulo 4 del evangelio de Marcos, y la barca como la sociedad, creyente y no creyente, que reacciona de diversas formas ante la crisis, cada uno de sus personajes simboliza una reacción desde lo psicológico, sociológico y teológico”.

Un óleo sobre lienzo de 5,40 por 2,40 mt boceteado y delineado digitalmente durante 4 meses y que hoy no es solo un orgullo para Julián sino para todos los vecinos.

Recuerde: Si le gusta ser vecino de Laureles únase a este grupo de Facebook

POR Dafna Vásquez
dafnav@gente.com.co

(Visited 790 times, 1 visits today)