Vecino de El Poblado fue el peregrino 100.000 en el Camino de Santiago

Vecino de El Poblado fue el peregrino 100.000 en el Camino de Santiago

Vecino de El Poblado fue el peregrino 100.000 en el Camino de Santiago

La necesidad de cambio y el agradecimiento llevaron a este vecino de El Poblado (Medellín) a recorrer 2 veces el camino que conduce a la tumba del Apóstol Santiago.

Luego de recorrer a pie más de 800 kilómetros durante 33 días, Jorge apoyó su bastón en la Oficina del Peregrino para reclamar su compostela. Para ese entonces el báculo estaba repleto de lazos y banderas que había recogido en el camino. Pero antes de llegar a la fila recibió noticia: Él era peregrino número 100.000 de 2018. Por eso en la catedral tuvo un lugar privilegiado, le hicieron varios regalos y los periodistas españoles se interesaron por su historia. Todo lo vivido adquirió un sentido.

Esta no es la primera vez que Jorge Forero camina a Santiago de Compostela. En 2014 este ingeniero de sistemas emprendió un viaje de peregrinación a España con el fin de darle un giro a su vida. Aunque tenía una empresa de desarrollo de software y un montón de comodidades en Bogotá, estaba cansado de trabajar 12 horas diarias y no compartir con su familia.

Tomar la decisión de irse le costó cerca de 6 años, sin embargo, un día cualquiera se fue desde León hasta Finisterre (un poco más de 400 kilómetros). “Iba solo y en cada paso que daba liberaba cargas. Ese camino me enseñó que lo material no es lo importante, en realidad la felicidad está en sentirse tranquilo, en sentirse libre”.

Después de esa experiencia se prometió volver a los 50 años de edad para recorrer el camino completo. También resolvió no hacer cosas que no le gustaran; por eso se retiró de su trabajo, dejó de usar el carro y empezó a disfrutar de una pasión que tenía olvidada: correr maratones.

Jorge, que cada año participa en por lo menos una competencia de atletismo, necesitaba entrelazar su afición con un nuevo emprendimiento. Comenzó a estudiar para ser entrenador y se ingenió Entreno al Día, una plataforma que distribuye automáticamente planes de preparación física a grupos de personas que deseen correr en certámenes deportivos.

Su cambio de vida coincidió con el traslado laboral de su esposa a Medellín (acá viven hace 3 años y medio). Pero Jorge Valbuena, un gran amigo, fue quien lo hizo adelantar su viaje a Santiago de Compostela. En 2017 empezaron a ejercitarse para dar la talla, pues debían caminar 7 horas diarias (25 kilómetros) durante más de un mes.

El 13 de mayo llegaron a Saint Jean Pied de Port, la última localidad francesa antes de entrar en España por el Camino Francés, el mismo que en otrora recorrió Napoleón. “Esa primera etapa fue dura porque empezó a nevar y no estábamos preparados… De poco el camino nos entregó cosas y también nos las quitó: amigos de todas partes del mundo, aventuras y pertenencias. En ese instante aprendí a no dar por sentado nada y a afrontar la vida como viene”.

Durante su recorrido Jorge cumplió 49 años de edad, mientras tanto le entregó a distintos peregrinos una banderita de Colombia para que fueran embajadores positivos de nuestro país, por cada bandera que dejaba o regalaba toma algo a cambio y lo amarraba en su bastón.

“Todo lo hice para agradecer, disfrutar y dar ejemplo a mis 2 hijos , para que entiendan que con pequeños pasos se pueden lograr cosas maravillosas… Yo, por ejemplo, cada vez que corro o camino lo hago como una ofrenda por alguien que lo necesita, es muy simbólico. Yo, dono kilómetros“.

Por Dafna Vásquez
dafnav@gente.com.co

Fecha

Enero 17, 2019

Categoría

Deportistas, El Poblado, Gente

Tags

caminar, caminata, camino de santiago, deporte, el poblado, españa, santiago de compostela, Vecinos