Una vía en Envigado causa polémica entre los vecinos

Peligro en vía paralela a La Ayurá en Envigado

Una vía en Envigado causa polémica entre los vecinos

Es una de las vías con más flujo vehicular en Envigado, motivo por el cual los vecinos comienzan a preocuparse por el peligro que pueden correr al tratar de cruzarla. Hablamos de la calle 39 sur, paralela a la quebrada La Ayurá (Camino Verde), que conecta con la diagonal 31, la misma que pasa por el hospital Manuel Uribe Ángel. Las altas velocidades, la contaminación auditiva y algunas imprudencias hacen parte de esta transitada vía.

Cerca al puente de la canalización también se instaló un semáforo para evitar accidentes. Fotos: Daniel González J.

Lea además: Así miden los niveles de ruido en Envigado

“Ve uno que cogen unas velocidades tremendas. Además, el paso de vehículos es constante y tiene que hacer uno maromas para poder cruzarla”, afirma Gabriel Jaime Muñoz, vecino del barrio Camino Verde.

En dicho sector contamos 6 resaltos (policías acostados), desde el puente de la canalización de La Ayurá hasta el siguiente puente que da paso a la loma del Chinguí.  “Es de las vías donde más resaltos ubicamos, precisamente para reducir la velocidad de los vehículos. Entendemos que no falta el imprudente y ese es el temor que expresan los residentes de la zona”, explica Andrés Felipe Villegas, director de Seguridad Vial de Envigado.

Cuestión de convivencia

Otro de los puntos que preocupa a los vecinos es el alto flujo de bicicletas en dicho sector. “Es una vía muy atractiva para los deportistas, por su arborización y diseño. Existe una polémica frente a este tema, pero hay que decir que la ley 1811 de 2016 permite a los ciclistas transitar por el mismo carril en el que va un carro o una moto. La bicicleta es considerada como un vehículo más y puede transitar sin problema”, agrega el director.

El funcionario también asegura que “estamos tratando de cambiar la mentalidad de ciclistas y conductores de carros y motos. Esto no puede convertirse en una lucha constante por el espacio público. La vía es de todos y tenemos que convivir en ella para que no se presenten los problemas que ya conocemos”.

Lea también: Reciba gratis en WhatsApp las últimas noticias de Envigado

“A veces es un ruido espantoso que lo despierta a uno de inmediato. Esas motos de alto cilindraje deberían estar prohibidas”, dice Gladys Hererra, residente del sector. La contaminación auditiva es también un tema en el que poco se ha podido hacer.

“Sí hay controles de ruido, pero es muy complejo para las autoridades regularlo porque es algo que está estipulado desde el Ministerio de Transporte. Además, no es un hecho que sea constante, como en una pista de carreras, y no podemos poner a un agente de tránsito a que se pare en una esquina a esperar a que pase la moto ruidosa para una sanción. Son vehículos que tienen estas características de fábrica”, explica Villegas.

La invitación es a la convivencia y la cultura ciudadana. Según las autoridades, cada zona, sea urbana o rural, tiene sus problemas definidos. En este caso, la urbe trae consigo estas dificultades que pueden irse controlando… pero no extinguiendo. “En Envigado tenemos fama de templados, pero es porque sí hacemos los controles pertinentes para todas estas situaciones”, finaliza el director.

Le recomendamos: Si amas a Envigado únete a este grupo de Facebook

También se ubicaron resaltos en la vía para que los vehículos disminuyan la velocidad.

Por: Daniel González Jaramillo
danielgj@gente.com.co