Laura, una médica fuera del molde

Laura, una médica fuera del molde

Esta vecina de El Poblado, egresada de la Universidad Ces, le hace terapia al cuerpo, a la mente y al espíritu para sanar las enfermedades de raíz.

No se pierda: Si le gusta ser vecino de El Poblado únase a este grupo de Facebook

Una médica que haga reiki, esté convencida del poder de los cristales y crea en la importancia de la armonización de los 7 chakras es más bien difícil de encontrar.

Y es que Laura Zapata nunca soñó con ser medica, de hecho, de lo único que estaba segura era de que su misión era ayudar a los demás, por eso vio en esta disciplina una oportunidad.

Creció en una familia en la que las terapias alternativas nunca fueron tabú, por eso cuando una colega le habló sobre la medicina integrativa supo que esta era la herramienta perfecta para suplir los vacios que, según ella, tenía la medicina tradicional.

Le importa: Princesas Menstruantes, una escuela de niñas seguras y empoderadas

“Cuando me gradué y empecé a ejercer yo me sentía super frustrada, porque la medicina tradicional se queda corta, además me parecía horrible tener que decirle a un paciente que estaba condenado de por vida a sufrir “x” o “y” enfermedad”.

Aplicó en ella misma, para tratar una depresión clínica, ese nuevo paradigma en salud con una visión global, y superó su enfermedad. “Hoy en día no estoy medicada”.

Recuerde: Médico narra en un libro su vivencia con el covid-19

Por eso hizo un fellow en Medicina Integrativa del Academy of Integrative Health and Medicine (AIHM), Estados Unidos, y unas diplimaturas en Terapias Alternativas y Medicina Funcional.

Es así, como esta terapeuta en reiki universal y sanación cuántica desde aborda, mediante las medicinas funcional y sintergética (que fusiona la medicina convencional occidental con las medicinas ancestrales, homeopatía, ayurveda y terapia neural) aborda lo físico, lo sentimental, lo mental, el pasado, el presente y el futura de sus pacientes para conseguir una visión holística del ser humanouna y lograr sintonía entre físico y emocional.

No olvide: Julio Zapata, el médico del alma

“El proceso de sanar es justamente volver a ese equilibrio. Cada ser humano es un mundo. Muchísimos factores influyen en su salud: la genética, las exposiciones y los estímulos desde el momento de la concepción, su ambiente y sus hábitos su educación, entre otras”.

Su tarea entonces es ayudarles a disminuir las influencias que tienen impacto negativo, transformar los hábitos en unos más beneficiosos y reprogramar las creencias arraigadas desde los primeros años de vida.

Y ahí justamente fue donde contró su verdadera misión, “en el hecho de acompañar a las personas a empoderarse de su proceso de salud-enfermedad y de ayudarlas a retornar a su estado natural de equilibrio“.

Le recomendamos:¿Cómo superar la muerte de un hijo? Estas mujeres lo acompañan

(Visited 3.327 times, 1 visits today)