En la Villa del Aburrá identificaron la presencia de más de 700 árboles

En la Villa del Aburrá identificaron la presencia de más de 700 árboles

En la unidad residencial de la Villa del Aburrá realizaron un estudio que evidenció la presencia de más de 700 árboles en este lugar considerado como un pulmón verde para la comuna 16.

José Darío Giraldo, vecino de este barrio de la comuna 16 hace parte del comité ambiental de La Villa del Aburrá y es integrante de la mesa ambiental. Su pasión por la naturaleza desde que era pequeño, le inspiró para recuperar este espacio verde, a pesar de ser habitado hace 40 años por muchas familias.

“Nosotros venimos trabajando en planes de recuperación ambiental del lugar con nuevas siembras, aprovechamientos de recursos y compostaje. Sumado a la protección de los árboles que tenemos. En ese sentido nos parece importante que residentes, ya sean niños o adultos mayores, conozcan las especies que tienen y que pueden contemplar a las afueras de su casa”, comentó el vecino.

El plan de identificación de especies fue un trabajo que inició en el 2008 con la compañía de varios expertos de la Secretaría de Medio Ambiente de Medellín.

De interés para usted: FOTOS: Estos son los árboles patrimoniales del parque principal de Belén

“Hay un álbum donde están contemplados los más de 700 árboles que tenemos en la Villa del Aburrá, dentro de las que podemos destacar 100 especies diferentes de todos los tamaños, características y frutos, incluyendo nativos y otra flora que ha llegado desde varias partes del mundo y que los mismos vecinos han sembrado”, comentó Giraldo.

El proyecto en que trabajan actualmente es que la identificación de los árboles no se quede en un álbum, sino que cada individuo quede con su propia placa. Así que cada residente o visitante a la unidad de La Villa pueda observar, identificar y reconocer las características de cada especie.

“Todos los árboles tienen su función, a pesar de que aquí en la ciudad se usen como decoración, lo que queremos enseñar es su utilidad e importancia en la parte agrícola, ganadera, medicinal y de hábitat para otras especies”, comentó Darío Giraldo.

Le sugerimos: Si te encanta vivir en Belén únete a este grupo de Facebook

Por esta razón el comité ambiental de este barrio se encuentra en la búsqueda de alguna organización que les ayude con el proyecto de la elaboración de las placas, en el que se logre identificar el nombre científico del árbol, y como se conoce popularmente, algo similar a las que tienen en el parque principal de Belén.

Entre las especies que pueden destacarse se encuentran yarumos, mangos, falsos pimientos, gualanday, palmas arecas, chafleras, ceibas, chumbimbos, entre muchos otros.

Este vecino explicó que “este lugar es un referente de especies de flora y fauna, de cómo la construcción urbana puede combinarse perfectamente con el entorno rural y natural. Aquí recibimos muchos colegios, universidades, personas de otros países, visitantes que hacen sus trabajos de investigación y observación”.

Lea además: Un recorrido para conocer los árboles de Belén

Sin embargo, dentro de este proyecto también evidenciaron que algunos árboles necesitan la intervención urgente de las autoridades para que se salven de daños o evitar que generen algún riesgo
para los vecinos.

“Realizamos llamados a la autoridad ambiental con el fin de hacer una revisión de algunas especies que necesitan de podas, corte de ramas que son muy gruesas y que pueden generar un daño al cableado. Es difícil que vengan, pero gestionamos con responsabilidad porque también debemos cuidar a los residentes”, comentó Giraldo.

Lo único que está al alcance de la gente que vive en La Villa del Aburrá es cuidar sus jardines y realizar más siembras para mantener este pulmón verde de la comuna 16.

Visite además: Un piñón de oreja reemplazará al árbol patrimonial de Belén que fue talado

En Contexto

La Villa del Aburrá fue construida en 1982 y cuenta con 950 apartamentos rodeados de bellos árboles, el cantar de los pájaros y la presencia de otros mamíferos, aves e insectos que conforman un ecosistema alrededor de la unidad residencial abierta. La tarea de la administración es que los nuevos vecinos se vayan apropiando del espacio, respeten y reconozcan la importancia de este espacio natural.

Interesante para usted: Raíces de árboles en Belén han dañado varias aceras

Por: Alexis Carrillo Puerta
alexisc@gente.com.co
Fotos: Edwin Bustamante

(Visited 532 times, 1 visits today)