Este vecino le explica los 7 pasos que debe tener en cuenta para armar rompecabezas grandes

Este vecino le explica los 7 pasos que debe tener en cuenta para armar rompecabezas grandes

Este vecino le explica los 7 pasos que debe tener en cuenta para armar rompecabezas grandes

El padre Julio Rafael Jaramillo, vecino de Laureles, (Medellín) armó el rompecabezas más grande del mundo hasta el momento, con 51.300 piezas. Un reto que tardó 5 meses en finalizar, dedicándole cerca de 6 horas diarias. Conversamos con este vecino que tiene más de 250 puzles armados, con el fin de orientar a personas inexpertas en su elaboración.

Varios vecinos buscaron nuevas actividades y retos para desarrollar durante el periodo de aislamiento obligatorio. Cursos virtuales, lectura de libros, aprendizaje de recetas, clases de baile y ejercicios caseros, son algunas de ellas. Sin embargo, algunos de ellos quisieron afrontar un pasatiempo diferente, al armar un rompecabezas grande.

¿Por dónde empezar?, ¿cómo saber la ficha exacta?, ¿me está quedando bien? y ¿en qué lugar lo armo?, son algunas dudas que Julio Rafael Jaramillo respondió, además de dar algunos consejos para que la experiencia de observar tantas fichas, no se vuelva un karma.

“Desde que era niño, mi mamá me compraba rompecabezas pequeños para armar en casa. Desde ese momento me entusiasmé y comencé a descubrir aspectos que eran benéficos en mi desarrollo. Durante mucho tiempo hice paisajes, montañas, ríos, fincas, pero desde hace 25 años cambié esto por obras de arte de diferentes pintores y escultores, que son un poco más complejas”, explicó Jaramillo.

Lea además: Dos vecinas fisioterapeutas le enseñan a hacer pausas activas

Este vecino manifiesta que armar los puzles despiertan el sentido de la curiosidad y el ingenio. “Estas destrezas han hecho que el hombre haga avances importantes a través de la historia. Cuando nos enfrentamos a 1500 o 2000 fichas nos cuestionamos y nos hace volvernos organizados mentalmente, es decir, somos más observadores en cuando a colores y formas”.

Para los vecinos que por primera vez están armando un rompecabezas grande, que es considerado de 1000 fichas hacia adelante, pueden aplicar las siguientes recomendaciones:

Hacer una buena escogencia de la imagen: es recomendable empezar con un puzle de 1000 o 1500 fichas. De 200 o 500 es considerado una categoría infantil. La elección de la imagen puede ser un paisaje con montañas, casas, ríos o figuras definidas con diversas tonalidades de colores para diferenciar las texturas.

De interés para usted: FOTOS: Un vecino de Laureles avista aves y las pinta sobre lienzo

1. Tener un buen lugar: es recomendable usar una estructura plana en la cual se tenga una buena postura. Para esto se puede utilizar un cartón o un tapete especial de rompecabezas y sillas cómodas para evitar dolores osteomusculares.

2. No perder la calma: al principio es normal que todas las fichas se parezcan, pero deben ser perceptivos y lograr el sentido de la curiosidad. Preguntarse a qué nos lleva la unión de fichas de un mismo color para crear una forma. No es recomendable improvisar o coger una ficha para probarla en todos lados.

3. Tener lógica de las formas: hacer una separación de las fichas por el color y las formas que se tienen. Separar las fichas que tienen bordes, tener en cuenta el número de huecos o de conexiones que tiene cada una de ellas para hacer pequeños grupos de fichas.

4. Comenzar por los bordes: son las fichas más fáciles de armar, ya que uno de los lados de las fichas es recto. Por lógica, la ficha que le sigue también tiene que tener la misma figura del borde.

Lea además: Vecinos de Laureles se unen para escribir un libro sobre la cuarentena

5. Tratar de armar texturas por aparte: cuando las fichas están separadas en subgrupos, se recomienda armarlas y posteriormente buscar el anexo a la pieza principal. En muchas ocasiones será más fácil, armar segmentos separados para que finalmente se incluyan en los bordes.

6. Armarlo en conjunto: cuando el sacerdote estaba en la UPB crearon un grupo de 12 compañeros, quienes se reunían semanalmente a armar rompecabezas. Asegura el experto que “lo primordial es el trabajo en equipo para tener perspectivas diferentes, es decir, mientras uno arma las rojas, otro hace las azules”.

7. Indagar más: cuando se arman piezas de artistas, es recomendable profundizar en su desarrollo. Buscar quién la pintó, su técnica, su significado, entre otros detalles, lo cual permite un máximo aprovechamiento de esta actividad.

El que se enfrenta a un rompecabezas de cartón, es capaz de desarrollar habilidades de orden para aplicarlos a los aspectos de su vida. “Armarlos da una estructura de orden y control para el análisis de hechos que se enfrentan en la vida cotidiana”, explicó Jaramillo.

También puede leer: Vecina de Conquistadores ha aprovechado la cuarentena para pintar

Por: Alexis Carrillo Puerta
alexisc@gente.com.co