La crisis que viven los bares y discotecas de la 33

Cierre de bares y restaurantes en la avenida 33 de Medellín

La crisis que viven los bares y discotecas de la 33

Mientras que dueños de bares y discotecas de la zona tuvieron que acabar sus negocios por la cuarentena, vecinos piden que llegue otro tipo de actividad económica.

A pesar de observar una lenta reapertura económica en el sector de la avenida 33, al occidente de Medellín, propietarios de bares y discotecas no resistieron el golpe financiero que dejó el aislamiento obligatorio. Fueron 6 meses de una lucha agobiante que en su mayoría finalizó con el cierre de los establecimientos.

Cuando se recorre esta vía después de la bomba de gasolina de Los Almendros, se refleja un panorama de incertidumbre que es generados por los letreros de “Se Arrienda” en las rejas de varios locales de entretenimiento nocturno, algunos de ellos con muchos años de presencia en el barrio, que eran frecuentados por público de toda la ciudad.

Nadie sabe si volverán a abrir o se fueron para otro lugar, lo único que se escucha en las calles de El Nogal, Bulerías o Rosales son los comentarios de los vecinos, algunos a favor y otros en contra de que los establecimientos comerciales estén cerrando a causa de la afectación económica que dejó la pandemia.

Lea además: Cambios en los centros comerciales del occidente por la reapertura económica

Según Lucero Gaviria, vecina de El Nogal, la tranquilidad volvió al barrio desde finales de marzo, desde que inició el cierre de los establecimientos.

“No me alegra la situación que viven muchos comerciantes, pero hay una realidad y es que volvimos a descansar en nuestras residencias, se acabaron los problemas de ruido insoportable hasta la madrugada, consumo de drogas detrás de las discotecas, o sea al frente de nuestros apartamentos e inseguridad”, narró la vecina.

Por su parte, Juan Gálvez, habitante de El Nogal, señaló qué “convivir el sector residencial y comercial es posible siempre y cuando se respeten las normas para cada uno. Respetar la insonorización de los techos, control del volumen y el horario de cierre deben ser cumplidos”.

Le sugerimos: “En épocas de crisis es mejor llegar a una conciliación”

Normas como estas son las que exigen la mayoría de vecinos, dado el caso en que los locales vacíos sean arrendados por nuevos establecimientos de entretenimiento nocturno.

Ricardo Valencia, uno de los propietarios afectados, afirma que si bien aún no ha cerrado las puertas de su negocio, piensa que ya no es viable abrir porque las ganancias solo alcanzan para pagar el arriendo.

“Este local es pequeño por ende tienen que entrar pocas personas por el aislamiento. Es un lugar de amigos, donde se coloca música tranquila y es un parche para ver los partidos, pero con la cuarentena las ventas han disminuido mucho y el consumo no alcanza a pagar la totalidad de gastos del negocio”, comentó el vecino.

Un balance negativo

Así lo refleja Juan Pablo Valenzuela, presidente de Asobares, quien manifiesta que desde 2019 estos establecimientos comerciales ya venían con dificultades.

De interés para usted: ¿Ha funcionado la prueba piloto para la venta de licor en bares y restaurantes?

“Muchos de estos lugares fueron multados por el Código de Policía y perdieron el permiso de extensión del horario. Al ser una zona de alta mixtura, según el POT de la ciudad, los bares y discotecas tienen permiso para funcionar hasta las 4:00 a.m., pero luego de las multas perdieron los beneficios”.

A pesar de ser un referente nocturno y que había cerca de 50 establecimientos, más de la mitad de los lugares tuvieron que cerrar por la crisis económica.

Adicionalmente, Valenzuela contó que “la reactivación económica no ha permitido un impacto positivo en el flujo de caja porque el permiso solo está hasta las 12:00 a.m. Las personas llegan a las 10:00 p.m. y no alcanzan a consumir lo suficiente para pagar todos los gastos”.

Ni la renegociación de los arriendos o las líneas de crédito han mejorado las condiciones de trabajo de los propietarios.

También puede visitar: Reciba gratis en WhatsApp las últimas noticias de Laureles

Por Alexis Carrillo Puerta
alexisc@gente.com.co