Pasó de idear accesorios comunes a diseñarlos con serenatas

Accesorios con código qr para dedicar canciones durante la cuarentena por el coronavirus

Pasó de idear accesorios comunes a diseñarlos con serenatas

Laura Cristina diseñó pulseras y llaveros con código QR para dedicar canciones. Además, lanzó tapabocas para pintar y personalizar.

No se pierda: Frustración, el sentimiento en el gremio de bares y restaurantes de El Poblado

A finales de abril, después de un mes de dedicarle tiempo a su hijo y a su pareja, Laura Cristina Botero sintió que era momento de evolucionar, “hacer algo tan diferente e innovador que la gente lo compre (incluso en medio de la crisis) aunque no lo necesite”.

Como la mayoría de emprendimientos locales, el de esta vecina de El Poblado (Medellín) se vio afectado económicamente con la llegada del covid -19 y la cuarentena obligatoria.

Varias noches se acostó pensando en qué hacer, “hasta que un día me salió una publicidad sobre código QR y vi ahí una oportunidad de darle un valor agregado en mis accesorios y joyas”.

Hizo las pruebas pertinentes en el taller y en menos de una semana lanzó Serenata en Cuarentena, una edición de llaveros y pulseras en acero, que al ser escaneadas con el celular, contiene de 1 a 5 canciones con dedicatoria.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

¿Cuantos quieren volver a ver a esas personas que aman?❤ Nuestra canción VOLVER A VERTE DE @fonsecamusic

Una publicación compartida por 💕Cristina Botero💕 accesorios (@cristinabotero_accesorios) el

“La idea es regalárselo a alguien especial y que cada quien elija los temas musicales, el mensaje e incluso una fotografía o una imagen para dar una grata sorpresa. Todo gracias a un código QR que viene grabado en los accesorios y la aplicación Spotify”.

Le recomendamos: Sonia hace bisutería como terapia en los días de cuarentena

En ese proceso de exploración también surgieron otros productos, como las mascarillas doble faz, las que vienen estilo pañoleta y las que son para pintar, además de un sujetador que evita que el tapabocas se pierda.

Las crisis: grandes oportunidades

Hace 6 años, mientra que Laura Cristina cursaba el tercer semestre de Comunicación Social – Periodismo en la Universidad Pontificia Bolivariana (UPB), su familia tuvo una crisis financiera.

“Debía de encontrar un trabajo para por lo menos cubrir mis gastos y una amiga me dio la idea de hacer accesorios, pues al fin y al cabo, como soy tan fanática de la moda y las tendencias, yo era la que siempre les diseñaba las cosas para las fiestas de 15″.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por 💕Cristina Botero💕 accesorios (@cristinabotero_accesorios) el

Compró $ 100.000 en collares, aretes y pulseras para revenderlas, pero aunque ella misma las había escogido les faltaba más de su esencia, “así que decidí crearlas“.

Le interesa: Convierten las suculentas en joyas

Empezó a diseñar todo tipo de accesorios, poco a poco el emprendimiento de esta joven de 25 años de edad, que en la infancia incursionó en el modelaje y es coach de redes sociales, fue tomando fuerza hasta hoy, que cuenta con la ayuda de 5 artesanas madres cabeza de familia.

“Este ha sido un proceso importante de ir subiendo cada peldaño. Los retos nos permiten generar nuevas ideas y este, además de poder regalar alegría con lo que hago, me dio la oportunidad de hacer lo que me apasiona”.

Le importa: La estrategia de Margarita para no cerrar su negocio de alquiler de trajes

Por Dafna Vásquez
dafnav@gente.com.co