El ‘Primo Primo’, todo un personaje de las comidas rápidas en Envigado

El ‘Primo Primo’, todo un personaje de las comidas rápidas en Envigado

Se ubica en el barrio Camino Verde de Envigado, pero es conocido en todos los barrios de la ‘Ciudad Señorial’ y municipios vecinos. Este es Felipe Vanegas Quintero, el ‘Primo Primo’, todo un personaje envigadeño, casi que un relacionista público del sector. Esta es su historia.

A los vecinos de Envigado no se les hace extraño escuchar, después de las 5 de la tarde, una voz que grita: “Primooo, primooo, llegó el domiciliooo”. Es el inconfundible Felipe, el primo de todos, comerciante y vendedor de comidas rápidas. Perros, hamburguesas, chuzos, butifarras, entre otros productos, saben diferente en las manos de este particular vecino.

Lea además: Omar y sus perros calientes ya forman parte de la tradición envigadeña

“Trabajaba con mi papá hace muchos años haciendo distribución en una reconocida empresa. Me tocaba madrugar mucho y ya estaba cansado de eso; quería trabajar en la tarde o noche. Por esa época, mi madre montó un negocio de comidas rápidas, oportunidad perfecta para comenzar a trabajar con ella”, cuenta el ‘Primo’.

Con aquel puesto de comidas rápidas, el ‘Primo’ se hizo famoso en el barrio, gracias a su carisma y a su particular forma de llamar a los vecinos. “La gente comenzó a preguntar por mí, ya era querido en la zona, así que mi mamá decidió cederme la otra parte de la sociedad y quedé con el negocio”.

Le puede interesar: El ‘rey de los churros’ está en El Poblado

Desde el 2009 este carrito de perros ha sido el ‘parche’ de los vecinos, no solo en Camino Verde sino en los demás barrios de Envigado. “Acá existían las fábricas de dos empresas reconocidas, así que nuestras ventas eran para quienes trabajaban acá. Después de un tiempo llegaron las unidades residenciales…. y el negocio se llenó de gente”, agrega Felipe.

Cuando el ‘Primo’ llega con el domicilio, no espere una simple entrega: “Póngase bien cómodo, con su camiseta, pantalonetica playera, chanclas, véase una película…. y ñam ñam ñam”, es la frase que este vecino suele decirles a sus clientes a la hora de recibir la comida. Es precisamente esa característica la que hace de este vecino del barrio San Rafael un vendedor diferente y querido por la comunidad.

“Mi sueño es ampliar el negocio, en compañía de mi esposa, poner otro puesto, ya sea en Envigado o por fuera. Vamos trabajando para cumplir ese objetivo”. Y nos atrevemos a decir que el barrio no es lo mismo sin el grito del “Primoooo primoooo”, el envigadeño que nos saca una sonrisa… y nos deja la barriguita llena.

Le recomendamos: Si amas a Envigado únete a este grupo en Facebook

Redacción y fotos: Daniel González Jaramillo
danielgj@gente.com.co

(Visited 2.859 times, 2 visits today)