Sacerdote condenado por pederastia sigue ejerciendo en El Poblado

Sacerdote condenado por pederastia sigue ejerciendo en El Poblado

Sacerdote condenado por pederastia sigue ejerciendo en El Poblado

La Arquidiócesis de Medellín habría encubierto 17 sacerdotes implicados en casos de abuso a menores. Así lo denunció este miércoles un informe periodístico de La W titulado “Dejad que los niños vengan a mí”.

Uno de los casos denunciados es el del padre Mario de Jesús Castrillón Restrepo, quien a pesar de haber sido condenado por la sala penal de la Corte Suprema de Justicia, por el delito de acceso carnal abusivo con menor de 14 años y purgado su condena en una casa cural por cárcel, es ahora (al menos hasta la redacción de esta nota) colaborador de la parroquia San Juan Apóstol de El Poblado y capellán de la Clínica El Rosario.

Lea también: Investigan a expárroco de San Marcos por presunto abuso de un menor

De acuerdo con la denuncia, los hechos por los que fue condenado el padre Castrillón se remontan al año 2002, cuando servía en la parroquia Las Bienaventuranzas, de la comuna 13. Tal y como lo pudo demostrar la Fiscalía, el sacerdote habría abusado de 2 menores que en ese momento tenían 9 y 11 años. De acuerdo con el escrito de acusación revelado por el equipo investigador, Castrillón “aprovechó su condición de consejero y guía espiritual (…) para lograr de estos los favores sexuales que llenaran su apetito sexual”.

Entre los casos mencionados por la investigación se incluye el del padre Elías Lopera, que se encuentra separado del sacerdocio mientras avanzan las investigaciones en la Fiscalía por la demanda que interpuso contra un hombre que aseguró que Lopera habría abusado de él.

Siga leyendo: Sacerdotes de Belén estarían implicados en casos de pederastia

En un comunicado la Arquidiócesis indicó que “lamenta, reprueba y pide perdón por aquellos casos en los que están involucrados algunos de sus sacerdotes y de sus fieles”. Agregó que “cuando recibe denuncias de abuso de menores de edad inicia el debido proceso según la normativa canónica e invita a los que denuncian a presentar sus casos ante las autoridades civiles, para que el sacerdote responda por sus actos y se haga justicia según las leyes vigentes”.

Por Álex Esteban Martínez
alexm@gente.com.co