¿Qué pasó con el parque Entre Senderos?

Qué pasó con el parque Entre Senderos

¿Qué pasó con el parque Entre Senderos?

Este espacio público anunciado en 2015 no está incluido en el actual plan de desarrollo de Envigado; con presupuesto participativo adelantarán intervención.

Una de las razones por las que Ernesto Correa se motivó a comprar su apartamento en la loma de El Esmeraldal hace 5 años, fue la promesa de que allí se construirían parques lineales con zonas para caminar, espacios para las mascotas y equipamientos deportivos.

La Guayacana era uno de ellos, y fue entregado oficialmente en agosto del 2017, pero en el lote de Entre Senderos (calle 27 sur con carrera 27D) solo quedó la valla con el diseño de lo que sería el parque.

El secretario de Obras Públicas, Sergio Ríos, confirmó que este proyecto no se desarrollará en esta administración porque no está incluido en el Plan de Desarrollo 2016-2019. De acuerdo con el funcionario, en esta alcaldía hicieron “obras de estabilización por valor de 1100 millones de pesos”, pero fueron más por emergencia que por inicio de obra, porque se quería evitar afectación a la vía o a la quebrada La Honda.

Cabe recordar que los predios de ambos parques fueron adquiridos por la Alcaldía después de manifestaciones del colectivo Ciudadano Envigado, que solicitó un lugar de esparcimiento y conectividad ecológica ante el incremento de las construcciones en el sector.

Lea también: ¿Dónde hacen falta andenes en Envigado y por qué?

En 2015 los vecinos eligieron mediante votación el proyecto Entre Senderos (ver En contexto), que está valorado en 10.000 millones de pesos y contempla lugares para la reunión ciudadana, espacios culturales al aire libre y actividades comerciales. Tendría miradores en forma de casas y senderos de las mariposas, las guaduas y las aguas. El diseño estipuló además un café restaurante, aulas taller y estación de canopi.

El secretario Sergio Ríos explicó que este corredor sí se encuentra dentro del Plan de Espacio Público y Equipamientos realizado durante esta alcaldía, y que sus metros cuadrados contarían como área pública para la modificación excepcional del Plan de Ordenamiento Territorial.

El vecino Ernesto Correa describió como frustrante el hecho de que “las administraciones desconozcan los compromisos de las anteriores”. En su opinión, “es un problema que los gobernantes no entiendan que los compromisos son del Estado (…)”.

Carlos Julio Torres, integrante del colectivo Ciudadano Envigado, afirmó que aunque los procesos de La Guayacana y Entre Senderos comenzaron casi a la par, por la desestabilización del terreno la prioridad se le dio al primero.

Le sugerimos: 133 árboles dirían adiós en el túnel verde de Envigado

En sus palabras, este segundo parque “sería un buen complemento”, sobre todo para los caminantes que pasen por la calle 27, pues podrían acudir a él como lugar de descanso y mejoraría la calidad de vida para los residentes de edificios cercanos.

El vecino comentó que aunque en un momento se acercaron al Área Metropolitana para solicitar recursos para este parque, no lograron que la entidad se pusiera de acuerdo con la Alcaldía para financiarlo por completo.

Por eso el año pasado diseñaron un proyecto de Priorización de Presupuesto Participativo en el que incluirán algunas actividades livianas para la zona. La iniciativa impacta las cuencas de las quebradas La Honda y La Hondita y contempla trinchos en zonas de pendientes, reforestación con arbustos, árboles y jardines para atraer aves e insectos.

Este proyecto cuenta con 60.321.860 pesos de presupuesto para la zona 4 y, de acuerdo con César Mora, secretario de Medio Ambiente y Desarrollo Agropecuario de Envigado, saldría a contratación en un par de semanas.

No se pierda: ¿Funcionan estas señales peatonales en Envigado?

“La meta para este año es poderlo dejar adecuado con pasos de fauna, restauración ecológica, miradores para que la gente pueda abordarlo y fortalecer los senderos que hay en la actualidad”, señaló el jefe de despacho.

El funcionario dijo que este es uno de los corredores más importantes identificados en la red ecológica principal del municipio. De hecho, estudios recientes para la modificación al Pot muestran que la microcuenca tiene un buen grado de conservación, es una de las más sanas de Envigado.

De acuerdo con Mora, el objetivo es comenzar con la restauración ecológica, incorporar especies forestales que sean valiosas y que aporten a la biodiversidad del sector. El propósito es crear las condiciones para atraer fauna, así como lo sugirieron los vecinos desde el momento en que se adquirió el lote.

“La idea es generar conectividad con La Guayacana y con la loma de Los Benedictinos, que está al otro lado. Y lo más importante es que queremos que sea un proceso de la mano con la comunidad, queremos lograr educación y cultura ambiental en todas las personas que viven en estas urbanizaciones de alrededor”. El secretario destacó la participación de los vecinos, que a partir de sus conocimientos han desarrollado propuestas como esta.

Por otro lado, indicó que la malla que en este momento rodea el parque la van a quitar y, aunque en un principio se va a dejar parte del bambú que está sobre la vía, la idea es despejarlo después, para que la gente pueda acceder fácilmente al lugar. Además aseguró que estas intervenciones se harán respetando los diseños arquitectónicos concebidos en la administración pasada.

Siga leyendo: Así sería el nuevo ecoparque de El Dorado

Por Jessica Serna Sierra
jessicas@gente.com.co