Vecinos marcharon para defender el túnel verde de Envigado

Vecinos marcharon para defender el túnel verde de Envigado

Vecinos marcharon para defender el túnel verde de Envigado

Mientras el ÁreaMetropolitana estudia la nueva propuesta de aprovechamiento forestal para el tramo 2B del metroplús, ciudadanos llamaron a la protección de los árboles.

El 23 de septiembre el panorama en la ciclovía de la carrera 43A no fue igual al de todos los domingos. Alrededor de un centenar de personas se movilizaron con carteles, cruces, cantos y disfraces de duendes (en la mitología son quienes defienden la naturaleza) para hacer un llamado a la protección de los árboles del túnel verde, donde se planea la construcción del tramo 2B del metroplús.

“Queremos enviarle un mensaje a la autoridad ambiental y al Municipio de que valoramos este arbolado y lo queremos conservar, que queremos un buen sistema de transporte público y lo que necesitamos es que haya creatividad para usar lo que tenemos”, explicó William Mejía, integrante del Colectivo Túnel Verde.

La caminata salió a las 11:00 de la mañana desde el mall Sao Paulo y finalizó en el parque de la Fecundidad, es decir, recorrió los 900 metros lineales que componen el denominado túnel verde. De los árboles colgaban letreros con las frases “me voy a morir” y “me talan”, mientras los asistentes cantaban consignas como “claro que necesitamos el transporte colectivo, más liviano, más amable con el ambiente y conmigo”.

Contexto de la noticia: Una nueva propuesta para el túnel verde

Cabe recordar que el pasado 30 de agosto la Alcaldía de Envigado y Metroplús radicaron ante el Área Metropolitana del Valle de Aburrá, una nueva propuesta para continuar con el proyecto que lleva casi 5 años frenado. Estas demoras, según dijo en 2017 César Hernández, entonces gerente de Metroplús, habían causado perjuicios económicos al Municipio del orden de $ 7000 millones y a la empresa, de $ 3000 millones.

Por eso la manifestación pacífica se dio en el marco de una preocupación de los defensores del túnel verde y es que para ellos “hay una altísima posibilidad de que el Área Metropolitana otorgue ese permiso y esa es la cuota inicial para talar el corredor de la 43A hacia Medellín”.

En este sentido Mejía afirmó que el grupo está en alerta porque, en su concepto, el Municipio y Metroplús no han cumplido a cabalidad con la participación ciudadana ordenada en el fallo del Tribunal Administrativo y ratificada por el Consejo de Estado.

“Si a ti como ciudadano, que no tienes el tiempo para enterarte a fondo de una problemática, un ente territorial te muestra unos render y te dice que eso va a resolver la movilidad, no te está informando, al contrario, te están negando el derecho a la información”, advirtió el ambientalista.

En la última socialización con la comunidad, antes de radicar la propuesta, el secretario de Medio Ambiente y Desarrollo Agropecuario, César Augusto Mora, confirmó la cifra: “De los 416 árboles que están en el corredor permanecerían 271, de los cuales 105 están en el separador central”.

Así las cosas se talarían 45 árboles, de los cuales 13 están en el separador central. Sobre esto los ambientalistas plantean otro cuestionamiento: “Años atrás nos explicaron que había que quitarlos porque van a hacer unas excavaciones profundas para reforzar el pavimento y cuando se haga eso las raíces se van a ver afectadas. Van a quedar sin un soporte, con riesgo de que se puedan volcar o morir”.

Por otro lado, Mejía argumentó que el colectivo pone en duda la utilidad de este sistema de transporte para Envigado, porque aún no hay recursos para darle continuidad en Medellín y solo iría hasta La Aguacatala. Por eso han propuesto que las autoridades estudien de manera creativa, inteligente y con pedagogía y regulación otras alternativas de transporte público.

Le sugerimos: Por ahora, metroplús no se construirá en El Poblado

Ante los problemas de congestión vehicular y contaminación del aire que sufre la ciudad lo que plantean es reordenar el transporte público colectivo utilizando la infraestructura que ya está y adecuando carriles de preferencia para incentivar su uso. Así el sistema podría implementarse más rápidamente, se ahorraría dinero y no habría que talar.

La conservación de los árboles, según el vecino, aporta al bienestar y a la convivencia, porque baja el estrés. El Área Metropolitana no se pronunció sobre la marcha, pero aseguró que continúa estudiando la solicitud.

Por Jessica Serna Sierra
jessicas@gente.com.co